• manos de un niño pequeño jugando sobre juguete de madera cuadrado
  • La adaptación de los padres a la escuela infantil

Mucho se escribe -y se habla- acerca de la adaptación de los peques a la escuela infantil, pero no son ellos los únicos que deben adaptarse. Padres y madres viven un proceso complejo, que enfrenta sus emociones y necesidades, independientemente de la edad del bebé. Separarse de un bebé de pocas semanas es muy duro porque lo vemo muy indefenso. Separarse de ese mismo niño o niña cuando ya ha cumplido el año lo sigue siendo, porque hemos pasado mucho tiempo con él o ella. Por eso nos gustaría recordarte -estamos seguros de las conoces- algunas recomendaciones para ese periodo.

La separación

Prepárate mentalmente para vivir la separación. Si esta separación sucede tras el permiso maternal/paternal o una excedencia solicitada para cuidar al bebé puede que te resulte aún más duro. Ten paciencia contigo.

Confianza

Es importantísimo que confíes en el centro en el que vas a dejarle así como en su educador o educadora. Esto es muy personal y no hay recetas mágicas. Una vez que hayas comprobado que la escuela cuenta con todos los permisos y licencias, puede que dependa de algo tan subjetivo como una sensación. ¿Has tenido un feeling especial con la persona que se quedará con él? Es buena señal. Confiar te dará un poquito más de tranquilidad.

¿Cómo estará?

Puede que te lo preguntes constantemente, sobre todo los primeros días. Y es que sabes que tu bebé no va a estar con nadie como contigo -bueno, puede que con los abuelos o los tíos se le parezca. ;)  En casa hay un par de brazos disponibles para él, puede que incluso dos, casi constantemente. En la escuela tendrá que compartir. ;)

Comunicación y más comunicación

Al igual que ocurre en todas las relaciones humanas, la comunicación es fundamental. Si te surgen dudas, plantéalas y consulta todo aquello que estimes oportuno. Cuanto más contacto tengas con la escuela más tranquilo o tranquila te sentirás.

El humor de tu bebé, el mejor indicador

¡No falla! Si tu bebé está de buen humor cuando lo recoges, si se muestra feliz y confiado, tranquila, todo está bien. Pero, ojo, también entra dentro de lo normal que llore cuando os separéis. Con el tiempo irá interiorizando que volverás a recogerle y dejará de hacerlo.

¿Estás preparada o preparado para la escuela infantil?

POST RELACIONADOS

  • mayo 2nd, 2019 |
  • Bullying, mucho más que cosas de niños

  • En los últimos años hemos conocido, a través de los informativos, un número importante de casos de bullying o acoso escolar. Algunos de ellos con graves consecuencias. El bullying se ha convertido en un problema a escala mundial, que va mucho más allá del típico “son cosas de niños”.

  • LEER MÁS >
Más artículos
Planes para el otoño