• Casa más segura, menos golpes

Tu casa es un territorio lleno de peligros para los más pequeños. Te contamos cómo prevenirlos.

Antes de tener un bebé, nunca te habías planteado por qué los enchufes están tan bajos o por qué las esquinas de las mesas acaban en punta. Cuando un renacuajo corre por la casa, estos elementos se convierten en un peligro y son la causa de pequeños golpes y accidentes domésticos.

¡Ten tu Arnidol gel stick siempre a mano! No podrás evitar que tu pequeño se golpee de vez en cuando, sobre todo cuando empiece a caminar. Pero si tomas una serie de precauciones, tu casa será mucho más segura y el número de veces que tu hijo se haga daño se reducirá considerablemente.

Los accidentes infantiles más comunes en casa son las caídas, los golpes y las quemaduras leves. Para evitarlos te proponemos que pongas en marcha un plan de seguridad:

1. No lo dejes solo. O al menos no durante mucho tiempo. En la bañera, es especialmente importante que en todo momento esté bajo la supervisión de un adulto.

2. Protege los enchufes. No es una leyenda urbana. Una de las primeras cosas que descubren los bebés cuando empiezan a moverse por la casa, es que sus deditos encajan a la perfección en los agujeros de los enchufes.

3. La cocina, ¡territorio comanche! Está llena de elementos peligrosos. Cuidado con el horno, los electrodomésticos y los productos de limpieza.

4. Coloca dispositivos de seguridad en los lavabos, puertas, cajones, armarios, esquina de muebles, mesas, etcétera.

Si te preocupan los temas de protección y cuidado de tus hijos, no te pierdas los artículos Protégele de accidentes domésticos y Protégelo del sol, también en invierno.

Imagen

118551198.jpg

Imagen destacada

118551198.jpg

Imagen promocionado

118551198.jpg

POST RELACIONADOS

  • abril 11th, 2019 |
  • Golpes en la cabeza en la etapa infantil, por Jesús Garrido

  • En contra de lo que piensa la mayoría, los golpes en la cabeza suelen ser menos graves en los niños cuanto menor es su edad. Especialmente mientras las fontanelas siguen abiertas y los huesos no están aún totalmente cerrados. Porque mientras sea así el cráneo es más elástico, tanto para amortiguar el golpe, como para poder dilatarse si hay un aumento de presión en su interior.

  • LEER MÁS >
Más artículos
Ratinhos de batata