• Cómo afrontar la llegada de un hermanito en casa

Te contamos cómo ayudar a tu hijo a aceptar la nueva situación.

La llegada de un hermanito a casa supone muchos cambios para tu pequeño
La llegada de un hermanito a casa supone muchos cambios para tu pequeño

La llegada a casa de un hermanito para tu hijo es una situación muy especial tanto para él como para vosotros, pero no siempre es fácil. Hay que afrontarla de la mejor manera posible e intentar que el (hasta ahora) rey de la casa no se sienta destronado. O al menos, intentarlo. A continuación, te damos algunos consejos para hacer que tu hijo se siga sintiendo especial en estos momentos.

  1. Hazle partícipe. No te escondas ni lo dejes de lado, en momentos clave como darle el pecho o cambiarle un pañal. Hazle sentir importante, pídele ayuda (siempre en la medida de lo posible, claro) y apláudelo cuando lo haga bien. Pídele que te traiga un pañal o la crema, aguante la esponja o abra el grifo. Y al final, dale las gracias por ello. Si ve que puede ser útil, se sentirá bien. Una medida fácil, pero altamente efectiva.
  1. Algún premio, de vez en cuando, no hace daño. Aunque pienses que hacer demasiados regalos a los niños no es bueno, permítele algún capricho esta vez.
  1. No ridiculices sus sentimientos. Los celos son normales y si no los tienes en cuenta puede parecerle que ya no te preocupas por sus cosas. Para él, son muchos cambios de golpe. Dale tiempo para que los vaya asimilando.
  1. Intenta no alterar sus rutinas. En la medida de lo posible, sigue leyéndole un cuento antes de ir a la cama o llévalo al parque por la tarde, si es lo que solías hacer antes.
  1. Dale una tregua y ignora sus malos comportamientos. Él quiere llamar tu atención a toda costa, así que no muestres ni enfado ni preocupación. Limítate a felicitarlo cuando haga las cosas bien. Sobre todo las relacionadas con el cuidado de su hermanito.
  1. Intenta no usar sus cosas preferidas (como ropa o juguetes) para el nuevo bebé. Puede tomárselo mal y pensar que se los quitas para dárselos al pequeño.

El comportamiento de los padres determinará, en buena medida, el del hermano mayor. Pero no te preocupes. Es un proceso sano y natural que pasará rápido.

Quizás también te interese Trucos para quitarle el pañal rápido y Guardería sí, guardería, no.

POST RELACIONADOS

Más artículos
Cartas de amor para abuelos que están lejos