• Cómo calmar la dermatitis atópica
  • Cómo calmar la dermatitis atópica

Provoca picor e incomodidad en muchos niños. Te contamos cómo aliviarla.

Cómo calmar la dermatitis atópica
La dermatitis atópica es molesta y se agrava cuando el ambiente es más seco.

La dermatitis atópica es un problema de la piel que suelen sufrir muchos bebés y niños. No es grave, pero sí molesto. Provoca picores, incomodidad y, si se rascan las zonas afectadas, pueden incluso infectarse. Suele aparecer en los primeros meses de vida, pero a veces se manifiesta en edades más avanzadas. Empieza con una especie de placas de color rojo y unas escamas blancas. Es desagradable ya que provoca picor y los niños acaban rascándose, provocándose heridas, grietas y costras.

Estas lesiones aparecen de manera esporádica. Cuando el ambiente es seco, es más habitual que aparezcan brotes. Antes de tratarlo, consulta con tu pediatra. Los más severos se pueden aliviar con cremas con corticoides, pero los especialistas no recomiendan abusar de ellas ya que son agresivas para la piel y pueden provocar efectos secundarios.

Lo mejor es intentar evitar que aparezca y aliviar sus síntomas, pero ¿cómo? Toma nota:

  1. Es importante que tengas especial cuidado y escojas bien los tejidos con los que vistes a tu hijo. Evita los artificiales y opta por los naturales, como el algodón o el hilo.
  1. Elimina la lejía y los suavizantes en tus lavados. Son agresivos para las pieles más sensibles.
  1. Los ambientes secos favorecen la aparición de brotes. Aunque muchas veces no podrás evitarlo, favorece la humedad ambiental.
  1. El contacto con animales de compañía o la exposición al sol demasiado prolongada, tampoco no son buenos aliados. ¡Evítalos en la medida de lo posible!
  1. Y otro factor a tener en cuenta es la dureza del agua y su riqueza en minerales, especialmente calcio y magnesio. Algunos estudios concluyen que puede ser un factor determinante que perjudican las pieles atópicas. En lugares donde el agua es más dura, hasta un 17% de niños padecen más eccemas en la piel. En cambio el porcentaje se reduce en zonas con aguas más blandas. Entérate cómo es la tuya.

Si te parecido interesante este artículo sobre piel atópica, no te pierdas tampoco: Importancia de proteger la piel de tu pequeño del sol y Beneficios del sol en los niños.

 

POST RELACIONADOS

Más artículos
Mamá, papá: ¡quiero jugar rugby!