• Cómo preparar salmorejo

Una receta imprescindible para los meses de verano. ¡Refrescante y nutritiva!

El salmorejo es una crema fría muy parecida al gazpacho. Es una de esas recetas imprescindibles cada verano. Además está hecha a base de tomate, un alimento básico en la alimentación infantil. Por lo tanto, este verano ¡pon salmorejo en tu dieta familiar!

Es refrescante y muy saludable, ya que aporta agua, vitaminas y sales minerales a nuestro organismo. Además, como también contiene pan y se le puede añadir jamón serrano y huevo duro, es fuente de hidratos de carbono y proteínas. En definitiva, es un plato muy completo.

Ingredientes:

– 1kg. de tomates maduros

– 200 gr. de pan

– 200ml de aceite de oliva virgen extra

– Sal

– Huevo duro rallado

– Una loncha de jamón serrano

Elaboración del salmorejo

  1. Lo primero de todo es escaldar los tomates para pelarlos. Lleva una olla con agua a ebullición y prepara al lado un cuenco con agua fría y cubitos de hielo. Haz un pequeño corte en la base de los tomates para que sea más fácil quitarles la piel, introdúcelos en el agua hirviendo durante 30 segundos y a continuación sácalos y sumérgelos en el agua fría. Después podrás pelarlos fácilmente empezando por el corte que les has hecho antes.
  2. En el recipiente en el que vayas a elaborar el salmorejo, ya puedes meter el pan cortado a trocitos, los tomates también troceados, el aceite de oliva y una pizca de sal. Batimos hasta obtener la textura que queremos, como la de una crema.
  3. Y ya sólo queda meterlo en la nevera para poderlo servir bien frío. Se suele acompañar de huevo duro picado y virutas de jamón serrano por encima, junto con un buen chorrito de aceite de oliva virgen extra.

Aunque la receta original lleva ajo y vinagre, redúcelo al máximo o elimínalo cuando prepares la receta para tus hijos. Quedará más suave y se lo tomarán mejor.

¿Qué te ha parecido esta receta de verano? Prueba también con Taboulé, una receta diferente pero muy divertida y Una cena rápida y divertida.

 

 

 

 

 

 

 

POST RELACIONADOS

Más artículos
Home remedies for minor injuries