• 5 destinos especiales por España en Semana Santa

Los peques están animados y vosotros también. Por fin unos días de relax para descansar y recargar pilas. Quedarse en casa o en tu propia ciudad puede ser un plan, pero ¿qué tal si hacéis algo diferente, en familia?

Es un buen momento para que tus hijos descubran nuevos parajes y disfruten de la naturaleza. Te dejamos un listado de destinos especiales que os permitirá pasar tiempo juntos en lugares escondidos del interior de la Península.

Dinosaurios en La Rioja

En la localidad de Enciso, pueblo declarado por la UNESCO Reserva de la Biosfera, se encuentra El Barranco Perdido. Fue en este pueblo donde se encontraron 3.000 huellas de dinosaurios y como homenaje, se construyó este parque de paleoaventuras. Hay piscinas, géiseres, circuitos de aventura, rocódromos, toboganes y mucho más. El museo cretácico en 3D que alberga en su interior os permitirá seguir pistas para descifrar cómo eran los dinosaurios que habitaban en La Rioja.

Selva Natural en la Península

No solo en El Amazonas hay selvas naturales. En la Comunidad Autónoma de Navarra se encuentra una maravilla de la naturaleza llamada Irati. Calzado cómodo, mucho abrigo, varias botellas de agua y ya estáis listos para iniciar el Paseo de los Senderos. Esta ruta circular de 2 kilómetros os permitirá disfrutar del paisaje y respirar aire fresco. Al final, llegaréis hasta la ermita de la Virgen de las Nieves, rodeada de diferentes tipos de árboles. Y este solamente es uno de los recorridos posibles; podéis elegir otras rutas, acorde a vuestras preferencias.

El Mirador del Teide

Si sois de esas familias aventureras que no pierde ocasión para hacer maletas y coger un avión, Tenerife es vuestro destino. El Teide es una maravilla que merece una visita completa. Desde el Mirador de Los Roques de Garcia se observa una increíble panorámica del Llano de Ucanca y de la pared sur del circo de las Cañadas. Si rodeáis el mirador os toparéis con los propios Roques de Garcia, unas espectaculares formaciones rocosas compuestas por capas de diferentes materiales. Esa emulsión ha provocado figuras tan curiosas como el “Roque Chinchado”, “La Catedral” y “La Cascada”. ¡Cuidado con las caídas! Acuérdate de meter en la mochila nuestra barrita con superpoderes Arnidol Gel Stick. ¡Cualquier precaución es poca!

Puentes colgantes en Chulilla

Es conocida como la Ruta de los Pantaneros, la misma que recorrían los trabajadores que construyeron la presa del Embalse de Loriguilla en los años 50. Atraviesa, mediante puentes, el Paraje natural Municipal Los Calderones, formado por las Hoces del Río Turia. Hay dos zonas de baño populares: El Charco Azul y el Remanso de las mulas. Además, gracias a los paneles explicativos, los peques conocerán la historia de los Cañones de Turia y sus trabajadores. Abrid bien los ojos para que no os perdáis las pinturas rupestres en el sendero PR77 del barranco de Falfiguera.

Cuevas en Nerja

A 158 metros sobre el nivel del mar se encuentra una de las cuevas de mayor desarrollo topográfico de la región andaluza. Visitar las Cuevas de Nerja y descubrir la estalactita más grande del mundo es un plan estupendo, pero además, se complementa con las áreas de picnic y restauración, y un parque infantil. Existen también rutas que transcurren desde la Plaza de los Descubridores hasta la localidad de Maro. También podéis pasear por los jardines del recinto de la Cueva hasta llegar a la Ermita de San Isidro. En sus paredes se vislumbran curiosos grabados realizados, al parecer, por pastores de la época.

Sea cual sea el destino que elijáis, los peques volverán radiantes al cole y sentiréis que os habéis tomado un respiro… de verdad.

POST RELACIONADOS

Más artículos
Moratones, ¿por qué no siempre aparecen?