• Los 8 mejores planes en el pueblo

¿Quién no tiene pueblo? Tradicionalmente el pueblo paterno o materno de cada familia ha sido el destino de vacaciones preferido por muchos niños durante muchos años. Pero si no tienes la suerte de pertenecer a uno, hay muchísimos de ellos que estarán encantados de que este año les visites.

El contacto con la naturaleza, el cambio de ambiente y, sobre todo, los amigos y primos que allí encontramos siempre hacen de estos destinos un lugar muy especial. Preguntas como “¿y tú de quién eres?”, o la incertidumbre de no saber si este año vas a ser tú o tus hijos quienes probéis la temperatura del agua del pilón de la plaza, hacen que sepas que estás allí, que estás en tu pueblo.

¿Quién no ha pasado un verano irrepetible lejos de las grandes ciudades? Seguro que muchos de vosotros tenéis anécdotas divertidas allí, y seguramente vuestros hijos también las tendrán. Entre tradiciones y nuevas generaciones, los pueblos siguen estando tan vivos como siempre. Aprovechad al máximo vuestra estancia allí, si necesitáis alguna pista, aquí os dejamos 8 planes que no te puedes perder.

Planes para disfrutar del pueblo en verano

  1. Bien podrías pensar que es un palo, pero no. Para tus hijos eso a lo que tu podrías llamar palo (así sin más) es sin duda alguna: una varita mágica, un bastón de explorador o incluso su primera pieza. En el pueblo la tecnología pasa a un segundo plano para dar paso a la imaginación. ¿O no te acuerdas de cuando el niño eras tú? ¡A jugar en la calle se ha dicho!
  2. Seguro que cerca de casa hay una granja o algún área en el que los pastores de la zona tendrán cabras, ovejas, vacas o incluso caballos. Aprovecha y conoced este mundo de cerca de la mano de auténticos profesionales.
  3. ¡Al río! Sin duda, es el plan preferido por los más pequeños de los veranos en el pueblo. Hay que tener ciertas precauciones porque conlleva unos riesgos mayores que el baño en una piscina, sobre todo, por las rocas de su interior. Aunque seamos sinceros, las rocas también traen consigo muchos momentos divertidos: búscalas de colores, aprended a lanzarlas de forma en que reboten sobre el agua o busca alguna segura desde la que puedas coger impulso para saltar.
  4. De picnic a la montaña. Si hay algo típico de todos los pueblos es que para merendar, el bocadillo es la opción más demandada. Así que ya sabes, coge unos bocadillos, unas botellas de agua y planead una ruta en familia para disfrutar de todos los beneficios del campo. Acordaos de llevar la cabeza protegida del sol y llevar calzado cómodo. Aunque lo mejor sin duda es el momento de pisar el césped descalzos.  ¿Planazo, eh?
  5. ¿En tu pueblo sois más de migas o paella? ¿Rosquillas o pestiños? Da igual cuál sea la comida típica de tu pueblo, enseña a tus hijos cómo se hace, qué ingredientes lleva y, sobre todo, pasad un rato divertido en la cocina. Además, la cocina del pueblo seguro que tiene muchas más cosas que puedes enseñarles.
  6. La bicicleta es al pueblo, lo mismo que el bañador a una piscina. Aprovechad las tardes de verano para aprender a montar en bici o para recorred los rincones más alejados del pueblo. Sabemos que nos costará más de un rozón o chichón repentino pero… ¡sabemos cómo actuar! Ya sabes, lleva siempre tus superpoderes contigo, Arnidol Gel Stick puede ser tu gran aliado. Lo importante es que se diviertan y practiquen deporte a la vez.
  7. ¿Qué tal una noche bajo las estrellas?. No, no nos ponemos románticos. Los pueblos, alejados de las luces de la ciudad, nos permiten ver un montón de constelaciones. Será divertido pasar un buen rato buscando la Estrella Polar, la Osa Mayor, la Osa Menor o la constelación de Andrómeda. Si tenéis a mano un telescopio, la experiencia será de 10.
  8. Llévate a los más pequeño ¡al huerto! No pienses raro ;). Ir a recolectar frutas y hortaliza. Ir a regar las flores más bonitas que nunca hayan visto. Seguro que es un plan que querrán repetir. Además, si tienes la suerte de tener cerca alguna mata o árbol que dé frutos… ¡ya tenéis merienda! El sabor de las frutas recién cogidas poco tienen que ver con el de las que acostumbramos a comprar en grandes supermercados. Así que no perdáis la oportunidad.

¿Te han parecido pocos? Cuéntanos tus planes favoritos, estamos deseando leerlos.

POST RELACIONADOS

  • abril 11th, 2019 |
  • Golpes en la cabeza en la etapa infantil, por Jesús Garrido

  • En contra de lo que piensa la mayoría, los golpes en la cabeza suelen ser menos graves en los niños cuanto menor es su edad. Especialmente mientras las fontanelas siguen abiertas y los huesos no están aún totalmente cerrados. Porque mientras sea así el cráneo es más elástico, tanto para amortiguar el golpe, como para poder dilatarse si hay un aumento de presión en su interior.

  • LEER MÁS >
  • noviembre 15th, 2018 |
  • Artes marciales y niños, todo son ventajas

  • ¿Tu peque se levanta por la mañana y se le hace un mundo salir de casa? ¿No hay forma de que se centre? La solución podría estar en  la práctica de artes marciales. Tienen muchos beneficios para niños y niñas en general, pero están especialmente indicadas para aquellos que tienen problemas de atención.

  • LEER MÁS >
Más artículos
As suas experiências com Arnidol®