• baby led weaning
  • Método baby led weaning, ¿qué es?

  • Cuando los bebés comienzan a comer sólidos la vida cambia. Te contamos en qué consiste la alimentación complementaria dirigida por el bebé.

¿Tu peque ya tiene más de 6 meses y te has planteado empezar a darle de comer sólido? Parece algo complicado que tu bebé comience a masticar de la nada, pero, tranquila, el paso de la lactancia a la alimentación complementaria no tiene por qué ser traumático. A través del método Baby-Led Weaning o lo que es lo mismo, alimentación complementaria dirigida por el bebé, tu pequeño pasará a masticar sus primeros sólidos.

Tal y como indica Ser Padres, los pediatras recomiendan abandonar la lactancia materna exclusiva a partir de los 6 meses del bebé y comenzar a introducir los primeros alimentos sólidos en su dieta.

¿En qué consiste el método Baby-Led Weaning?

¿Qué tipo de sólidos pueden empezar a comer? Lo más sencillo es la fruta cortada, que pueden coger con sus manitas. La teoría parece fácil, pero la práctica ya es otro cantar. El Baby-Led Weaning propone que sean los bebés quienes libremente descubran los alimentos sin pasar por la fase de purés y triturados.baby lead weaning

Cuentan en Pediatras en casa que la traducción exacta de Baby Led Weaning es “destete guiado por el bebé”. Sin embargo, se prefiere el término alimentación complementaria dirigida por el bebé para no caer en el error de que el método pretende destetar a los niños.

Diferencias entre el Baby Led Weaning y la alimentación complementaria tradicional

Una de las grandes diferencias entre la alimentación complementaria tradicional con purés y el Baby Led Weaning es que, en este último, el niño se guía sobre todo por la sensación de hambre y saciedad. De este modo, los padres ponen a disposición de los niños alimentos saludables para que decidan qué quieren comer y cuánta cantidad. Son ellos mismos los que se llevan el alimento a la boca.

Cómo iniciar el Baby Led Weaning (BLW)

Para introducir a tu hijo en el método BLW:

  • Ofrécele la comida en trocitos
  • Deja que sea él mismo quien explore qué se lleva a la boca
  • También que vaya probando nuevas texturas y sabores.

¡Ojo! Hazlo en un sitio que os resulte cómodo a ambos, donde pueda disfrutar la comida sin problemas. ¡Las manchas en la alfombra están aseguradas!

Ten en cuenta que no tienes por qué prescindir de los purés al 100%, puedes combinar ambas opciones si es lo que le funciona mejor a tu familia. Recuerda será él el que decida cuánto quiere comer llevándose la cuchara a la boca.

Beneficios del Baby-Led Weaning

baby led weaning

Como ya hemos visto, el BLW respeta la autonomía infantil, evitando la sobrealimentación y creando hábitos saludables. Además, fomenta la coordinación ojo-mano-boca y el ritual de comer todos juntos en la mesa. Este último permite la integración de los niños en la mesa familiar y les ayuda a entender la comida como un acto social.

Pero, ¿y qué pasa con los dientecitos? Este método ayuda al correcto desarrollo de los huesos maxilares para que los dientes, tanto de leche como los definitivos, salgan en su sitio. Según El País, los bebés que siguen el método BLW hacen más gimnasia masticatoria que los que ingieren papillas y purés. De esta forma crean más estímulos externos y sus maxilares crecerán más. Esto ocurre porque tienen que cortar el trozo de alimento con los dientes delanteros y luego machacar la comida con las muelas de atrás. Cada diente ejecuta la función para la que está diseñada fisiológicamente.

Recuerda, los niños realizan muchas de sus acciones por imitación. Es aquello de para enseñarle a portarse bien, da ejemplo. Si te ven comer rico y sano tenderán a comer lo mismo, creando hábitos que perduran de por vida. Llena el frutero y a compartir.

¿Desde cuándo puede iniciarse en el BLW tu bebé?

Estos son los requisitos que tu hijo debe cumplir para comenzar con este método:

  • Ser capaz de sentarse solo, tanto en el regazo de una persona como en la trona.
  • Mostrar interés por la comida.
  • Ser capaz de sujetar alimentos y llevárselos a la boca.
  • Haber perdido el reflejo de extrusión.

¿Las papillas no son realmente necesarias?

La Organización Mundial de la Salud indica que los niños deben estar vinculados a la lactancia materna hasta los 6 meses, y a partir de este momento comenzar con la introducción de nuevos alimentos. A esta edad los niños ya pueden comer trozos y masticar.

baby led weaning

El método Baby-Led Weaning debería emplearse en todas las comidas. Sin embargo, si tu peque va a la guarde o come en casa de los abuelos y no pueden practicar el método, puedes hacerlo en momentos puntuales del día.

¿Qué cantidad de comida se les debe ofrecer?

En una situación ideal en la que el niño continúa con la lactancia, no es necesario preocuparse de los alimentos que toman y de sus cantidades, pues la leche materna ofrece todos los nutrientes necesarios para su correcta alimentación.

Sin embargo, lo que sí es importante en el método BLW es ofrecer los alimentos de uno en uno, de esta forma se puede comprobar que haya reacciones alérgicas. Otro consejo para introducirse en el BLW es cocer verduras para que los trozos sean más blanditos y fáciles de agarrar con las manos.

¿Existe posibilidad de atragantamiento?

baby led weaningSegún los partidarios de este método, las posibilidades de atragantarse, tal y como indica Ser Padres, son las mismas que otro tipo de métodos, ya que también se ofrece comida al bebé en trozos. La diferencia es que aquí nos saltamos la fase de los purés. Es necesario seguir unas pautas mínimas de seguridad y, sobre todo, tener mucha, mucha serenidad. ¡Ármate de paciencia y no te desesperes! Lo bueno siempre es que el bebé come lo que le apetece, sin verse forzado a probar nada. Controlando lo que se lleva a la boca aprenderá también a comer de forma segura.

¿Te ha parecido interesante este método de alimentación complementaria? ¡Anímate a ponerlo en práctica con tu bebé!

POST RELACIONADOS

Más artículos
Un invito molto speciale