• Consejos para organizar una gran fiesta de cumpleaños

El cumpleaños de un hijo o hija es una fecha llena de ilusión pero, aunque no nos guste admitirlo, también genera un “poquito” de estrés. Aunque a veces se pasan de soñadores y no tienen en cuenta ningún presupuesto, los niños suelen darnos pistas de qué quieren que les regalemos y de cómo quieren que sea su fiesta. Y es cuando te paras a pensar en cómo organizar una gran fiesta de cumpleaños cuando aparecen las dudas.

La fecha de celebración

Lo primero que tendrás que decidir es la fecha del cumpleaños. Puede que quieras hacerlo el mismo día que cumple y entonces no hay más que pensar ¡la fecha es la fecha! Pero si te da un poco igual, ten en cuenta que para los amiguitos del cole suele ser más fácil organizarse entre semana, o como mucho un viernes por la tarde, y para la familia el fin de semana. Valora con cuidado pros y contras antes de elegir.

El lugar

El lugar de celebración dependerá en buena medida de la lista de invitados. Si vas a juntar a familia y amigos, o bien vas a invitar a toda la clase del peque, puede que te resulte más práctico hacerla fuera.

En la actualidad puedes tirar de opciones más allá de la clásica celebración en la hamburguesería, si el espacio va a ser un problema. Locales que se alquilan por horas o días y que pueden incluir, o no, animación, decoración o catering o parques de bolas en los que no tener que ocuparte de nada.

Si vas a celebrarlo por grupos o la lista es muy reducida hacerlo en casa te ayudará a reducir la factura… aunque ten en cuenta que luego tendréis que limpiar ;). No olvides retirar del radio de alcance de las manitas infantiles todo aquello que seas susceptible de romperse y que quieras conservar. Ya se sabe que es mejor prevenir…

La merienda

Medias lunas de nocilla y sándwiches de jamón y queso son un clásico de los cumpleaños infantiles. Si estar entre fogones es lo tuyo es tu oportunidad para lucirte. Recuerda que son niños y niñas y que no son necesarias grandes elaboraciones: tortilla de patatas, pizza o empanada son apuestas seguras. También puedes incluir algo de embutido o queso. Ojo, no prepares muchísima comida porque lo más seguro es que sean los adultos, si es que se quedan, quienes den buena cuenta de ella, los peques solo querrán jugar.

Si también te atreves con la tarta da rienda suelta a tu imaginación. Un tren con galletas, un castillo con barquillos o recubrir el clásico bizcocho de glaseado de colores dejará a los pequeños invitados con la boca abierta.

Si no te apetece nada cocinar, o simplemente no es lo tuyo, puedes encargar la merienda a algún servicio de catering o de comida preparada.

Con respecto a la comida, es importante tener en cuenta si hay algún peque alérgico, así que no olvides preguntarlo. Es un tema muy serio que a veces olvidamos con la emoción del momento. En caso de haberlo, seguro que su mamá o papá te dirán qué puedes ponerle para merendar ;).

La decoración

Un momento, nadie ha dicho que tengas que organizarlo todo en soledad: ¡pide ayuda!

Los niños y niñas invitados pueden ayudarte con la decoración. Pídeles que hagan dibujos que puedas utilizar para colocar en las paredes. O en un globo hinchado con helio que flote en el aire. A ellos les hará mucha ilusión dedicarle un rato a tu peque. Él se quedará con un bonito recuerdo de su cumpleaños. A ti te ayudarán en el trabajo de decorar la sala donde se celebrará el evento.

Si te decides por una fiesta temática puedes buscar en internet la decoración o animarte a hacerla tú si es que se te dan bien las manualidades. ¿Te animas?

Sorpresas para todos

Puedes echar mano de los mayores para que te ayuden dando una sorpresa divertida para todos los niños y niñas. Al tío, primo o abuelo enrollado de la familia le encantará disfrazarse. Payaso, superhéroe o el personaje de ficción favorito del cumpleañero, él se lo acabará pasando mejor que los pequeños.

Prepara un detalle para entregar a los invitados cuando la fiesta termine. Si han comido mucho dulce durante la fiesta, podéis preparar juntos algún recuerdo para ellos. Y, ¿por qué no iniciar una tradición? Podéis hacer una foto de familia de todos juntos soplando las velas. O pensar en algo para el próximo cumpleaños. ¡Será un fin de fiesta que aumentará su valor con el paso de los años!

Lo más importante es que empieces a planificar la celebración con antelación. Si quieres que todo salga bien, ten en cuenta que es posible que surja algún imprevisto.

Tu peque se lo pasará tan bien el día de su cumpleaños que merece la pena que emplees unas horas en organizar hasta el último detalle. ¡Es solo un día al año y a ti te ilusionará tanto como a él o ella!

POST RELACIONADOS

  • mayo 2nd, 2019 |
  • Bullying, mucho más que cosas de niños

  • En los últimos años hemos conocido, a través de los informativos, un número importante de casos de bullying o acoso escolar. Algunos de ellos con graves consecuencias. El bullying se ha convertido en un problema a escala mundial, que va mucho más allá del típico “son cosas de niños”.

  • LEER MÁS >
  • abril 30th, 2019 |
  • Ideas clave para aprender a reciclar

  • ¿Sabes cómo reciclar correctamente? Si lo tienes claro no necesitarás leer este post. Si, por el contrario, formas parte de la mayoría que sigue sin saber muy bien en dónde va cada cosa, aquí encontrarás la guía definitiva. Con nuestras claves para reciclar, di adiós a depositar las latas en el orgánico.

  • LEER MÁS >
Más artículos
Kreative Spielideen