• Tablet: ¿cómo usarla con niños?

Los dispositivos móviles son parte de la vida de tu pequeño. Enséñale a usarlos bien.

Cómo usar la tablet con niños
Cómo usar la tablet con niños

¿Hay tablets para niños? Hazte a la idea, tu hijo es un nativo digital. Los smartphones y las tabletas forman parte de su día a día. Así que huir de ellos no es una buena idea. Lo que sí que debes hacer es enseñarle a utilizarlos de la mejor manera posible. Con moderación y sobre todo con sentido común. Como dicen algunos, ahora los niños ya no vienen con un pan bajo el brazo, sino con una multipantalla.

Te damos las claves para que tu pequeño empiece a usar las tabletas para niños bien desde el primer día. Aprovéchate de los beneficios que tienen (que los hay) y evita sus inconvenientes. Te damos algunos consejos útiles para tener en cuenta a la hora de regular su uso:

  1. Limita el tiempo que tu hijo pase frente a las pantallas, sea la tablet, el smartphone o el televisor. Recuerda que los niños de 4 o 5 años no pueden pasar más de 60 minutos frente a una pantalla.
  1. Tú eres su mejor ejemplo. Haz el buen uso de la tablet que quieres para tu hijo. Él imitará todo lo que tu hagas. Así que olvídate de pasarte horas y horas enganchada a la tablet…
  1. Primero, los deberes. Hazle entender que antes de ponerse a jugar debe acabar todos sus deberes. Una vez los haya acabado podrá jugar. Puedes planteárselo como una recompensa por el trabajo bien hecho.
  1. Utiliza un sistema de control paternal en tu tablet. De este modo, podrás controlar que tu hijo no entre en páginas webs o descargue aplicaciones inadecuadas para su edad. La curiosidad de los niños no tiene límites, ya lo sabes.
  1. Y, por último, escoge muy bien las aplicaciones educativas para niños que quieres que use tu pequeño y los juegos de tablet para niños adecuados. No te pierdas los artículos 5 apps didácticas para niños, 5 apps con minijuegos y Apps para dibujar en la tablet.

Plantéate siempre su uso de forma positiva. Los niños con tableta aprenden mucho. Comparte juegos con tu pequeño y úsalo en momentos de espera (en el médico, en el dentista, etcétera). Realmente, puede ser muy útil para distraer y alargar un poco más la paciencia de los más pequeños.

POST RELACIONADOS

Más artículos
Decora tu casa con niños