• uso responsable del agua desde niños
  • Un uso responsable del agua, desde pequeño

  • Te dejamos estrategias para que te resulte más sencillo ayudar a tus peques a comprender la importancia del ahorro de agua

Uno de los aspectos más importantes de la educación de un niño es enseñarle el respeto a la naturaleza. Podemos hacerlo de forma visual y creativa con el fin de involucrar todos sus sentidos para que aprendan a respetar el medioambiente. En este sentido, hacer un uso responsable del agua y aprender reciclar los residuos que generamos les ayuda a comprender la importancia de conservar y respetar nuestro entorno. Si tus peques se relacionan de forma cercana con el medio natural  tomarán conciencia de la necesidad de cuidar la naturaleza. ¿Cómo? Haciendo una ruta por la montaña o yendo de camping, por ejemplo. También se darán cuenta de la importancia de evitar contaminar y cuidar los ríos, las plantas y los árboles. Hoy te damos algunos consejos para enseñarle a los peques a no derrochar agua y a reciclar correctamente los residuos. ¡Sigue leyendo!

Cómo ahorrar agua para niños

El agua es uno de los bienes más preciados de nuestro planeta. ¿Sabías que solo un 0,007% del agua que hay en el mundo es potable? Por desgracia hay muchas personas que no pueden acceder a ese agua potable, con los problemas que eso comporta para la higiene y el saneamiento. Como dice el blog de Educo, los niños deben disfrutar al máximo del planeta y sus recursos. Sin embargo, para eso hay que concienciarlos sobre los recursos naturales, su disponibilidad y la realidad que los rodea. En este post os traemos qué hacer para inculcar el cuidado del agua en los más peques. Por aquí te dejamos algunos consejos para conseguirlo.uso responsable del agua desde niños

Hacerles pensar cómo ahorrar agua

Lo primero de todo es hacerles ver en qué momentos hacemos uso del agua. Por ejemplo, hacerles pensar en qué situaciones la malgastan o si son conscientes de aquellos que no la tienen. Para hacerles despertar su mente crítica, ¿qué tal si le haces las siguiente pregunta?: ¿cómo sería el mundo sin agua potable? A partir de aquí seguro que le haces reflexionar y plantearse los usos del agua en su vida cotidiana.

También podéis hacer un quizz con preguntas de verdad o mentira; podéis hacer tarjetas con algunos datos curiosos sobre el agua y los peques tendrán que adivinar si dices la verdad o no. Para hacerlo más divertido podéis hacer recortes en forma de gotas de agua con cartulina azul y utilizarlos como puntos. El que consiga más, ¡podrá elegir el siguiente juego! Por aquí os dejamos algunos ejemplos para inspiraros: Cuánto sabes sobre agua y Cuestionario sobre el ciclo del agua.

Pequeños gestos marcan la diferencia

Los niños imitan todo lo que ven. Si tú no tienes un comportamiento responsable, ellos tampoco lo tendrán. Adopta como costumbre cerrar el grifo mientras te enjabonas las manos o te cepillas los dientes. No es necesario que corra el agua:uso responsable del agua desde niños

  • Cuando os cepilléis los dientes, enséñale a llenar un vaso de agua en lugar de dejar correr el agua del grifo para enjuagarse.
  • Para motivarles, pídeles que inspeccionen la casa para ver si encuentran una gotera o pérdida de agua indebida. Si lo conviertes en un juego, puede ser tipo la “búsqueda del tesoro”. Explícales por qué es importante que el agua no se escape, eso les concienciará para cerrar bien los grifos.
  • Si tenéis espacio suficiente en casa, podéis crear un pequeño huerto urbano en la terraza o el balcón tal y como sugieren en el blog de Oxfam Intermón. Aprenderán sobre cultivos, el uso responsable del agua y, ¡tendréis hortalizas sembradas en casa!

Visita a un embalse o pantano cerca de casa

Haced una visita a algún embalse o pantano cercano. Además de ser una bonita excursión para pasar un día en familia, puede ser un buen momento para que tu hijo entienda de dónde viene el agua. ¡Que no piense que el agua es ilimitada y sale por arte de magia de los grifos de casa!

También podéis organizar una visita a un vivero o a una granja. Ver a los animales de cerca o incluso convivir con ellos puede ser una excelente forma de que los peques se vinculen con la naturaleza. Es un buen momento para que aprendan a cuidarla y a respetarla. Otra forma de lograr ese objetivo es la visita a los viveros. Allí podrán apreciar la diversidad de plantas y aprender a diferenciar unas especies de otras.

Reciclar también es cosa de niños

Aprender a reciclar también puede ser muy divertido. En casa se suelen acumular muchos residuos que son reciclables. Nosotros lo tenemos claro, pero ¿y los peques? Es importante que les contemos la importancia de separarlos bien y de tirarlos en los contenedores adecuados. Ya sabemos que enseñar a los niños a reciclar es fundamental para que sean más responsables y cuiden el medioambiente. En casa puedes mostrarles cómo deben separar los elementos de uso cotidiano para reciclarlos correctamente.

A partir de los 3 años, los niños ya son capaces de aprender a reciclar y el ejemplo de sus padres es fundamental. Para incentivar que incorporen esta práctica en su rutina te proponemos algunos juegos para que los más pequeños de la casa lo vean como algo divertido y no una mera obligación. Por aquí te dejamos algunas actividades de reciclaje infantil.uso responsable del agua desde niños

El arte del reciclaje

Hazlos partícipes del proceso. Cread juntos los contenedores en casa para colocar en cada uno de ellos los distintos tipos de residuos. Dibujad un distintivo para cada uno: uno para el papel y cartón, de color azul; otro para el plástico y envases, amarillo; otro para el vidrio, verde; y el último pintadlo de color marrón para los residuos orgánicos. Colocad los dibujos encima de cada cubo y jugad a adivinar dónde iría cada cosa que tengáis para desechar. Quien pierda, ¡lo baja todo a la calle!

(Re)Utilizando

Tan importante es depositar los residuos en el contenedor adecuado, como reutilizar objetos que tengamos por casa, en vez de comprar cosas nuevas que las sustituyan. Podéis usar las cajas de los juguetes para construir una casita de muñecas o un parking para coches, o convertir los envases de los yogures rellenos de piedrecitas en unas maracas. ¡Imaginación al poder!

Además, para no generar tanto plástico, proponle a tu peque la idea de reutilizar una botella de cristal para beber agua. Las botellas de agua reutilizables para niños son una buena opción para no consumir tanto plástico de usar y tirar. ¡Seguro que a tu peque le encantará la idea!

Si te gusta que tus niños aprendan mientras juegan no te pierdas los artículos de Ser Padres y Sapos y Princesas.

POST RELACIONADOS

Más artículos
Aprender el abecedario jugando
Aprender el abecedario jugando